Pedro del Algaba

De EnciclopediaGuanche
Saltar a: navegación, buscar
Pedro del Algaba

Gobernador de Gran Canaria
27 de agosto de 1478-1480
Sucesor Pedro de Vera
[[Archivo:Plantilla:Propiedad|128px]]
Firma de {{#Invoke:String|replace|Pedro del Algaba|%s%(.*%)||plain=false}}


Pedro del Algaba, de Algaba o de La Algaba (Corona de Aragón, ¿? - Real de Las Palmas, 20 de mayo o 2 junio de 1480) fue un hidalgo y conquistador castellano que participó en la conquista de la isla de Gran Canaria, siendo su primer gobernador.

Contenido

Nacimiento y parentesco

Pedro del Algaba, también nombrado como Pedro Fernández del Algaba, era hijo de Fernán González del Algaba y de Isabel González o Fernández Venegas, nieta del señor de Luque. El abuelo de Pedro, de igual nombre que su padre, fue alcaide de la fortaleza de Utrera hacia 1405.[1][2][3][nota 1]

Su familia, originaria del reino de Aragón siendo Algaba contino real muy cercano tanto al rey Juan II de Aragón como a sus hijos Fernando y Alfonso, se estableció luego en la ciudad de Sevilla de la que Algaba llega a ser veinticuatro.[2][5]

Algunos historiadores le suponen ascendencia judeoconversa.[1]

Matrimonio y descendencia

Algaba estaba casado con Leonor Suárez Gallinato o de Figueroa, hermana de la primera mujer del también conquistador Alonso Fernández de Lugo, Violante de Valdés.[4][6]

Tuvieron dos hijos: Jerónimo de Valdés y Andrés Suárez Gallinato, llegando ambos a ser conquistadores y pobladores de Tenerife, donde ocuparon cargos en el gobierno de la isla.[4]

Trayectoria

Santa Hermandad de Andalucía

En diciembre de 1476 fue comisario del rey Fernando el Católico para el establecimiento de la Santa Hermandad en Andalucía, junto a Juan Rejón —comisario de la reina Isabel de Castilla—, Alonso de Palencia y Francisco de Peña. Aunque contaron con la aceptación del clero sevillano, las autoridades seglares no consintieron sin la aprobación del Duque de Medina Sidonia. Este no sólo no aceptó, sino que incluso amenazó a Algaba y a Rejón con degollar, teniendo estos que refugiarse en un convento.[2][7]

Formalizada la Hermandad finalmente en 1477, Algaba fue nombrado su primer alcalde provincial con la facultad de «tener cargo en la ciudad de Sevilla y su tierra de ver como los alcaldes facen la justicia e asy mismo que ande y visite la dicha tierra y faga que se les faga justicia sy menester la ovieren, e asy mismo para facer cobrar los marevedís de la ciudad y los de la tierra y provincia siendo requerido por los tesoreros».[8][9]

Conquista de Gran Canaria

 Artículo principal: Conquista de las islas Canarias

El 27 de agosto de 1478 los Reyes Católicos nombran a Pedro del Algaba gobernador de la aún no conquistada isla de Gran Canaria, enviándolo para que mediarara en los enfrentamientos habidos entre el capitán Juan Rejón y el deán Juan Bermúdez, jefes de la conquista, y que habían retrasado la empresa.[10]

El nuevo gobernador arriba a la isla a finales de 1478. Sin embargo, en lugar de resolver el conflicto entre los jefes de la campaña, Algaba acaba tomando partido por el bando del deán Bermúdez.[10]

Archivo:Ermita de San Antonio Abad 2.jpg
Ermita de San Antonio, Vegueta. En su plaza fue ejecutado Pedro del Algaba en 1480.

A comienzos de 1479, al escasear los suministros en el real, Algaba envía a Rejón a la isla de Lanzarote para solicitar ayuda al señor de las islas Diego García de Herrera. Este no acepta ayudar a Rejón, volviendo el capitán a Gran Canaria. Una vez en tierra, se queja de la actuación de Herrera a Algaba y al deán Bermúdez, diciendo que se vengaría. Algaba llama la atención a Rejón por sus palabras, a lo que el capitán le contesta que él era «el todo en esta conquista». Al día siguiente, Algaba y Bermúdez le tienden una celada y lo toman prisionero por no acatar órdenes y creerse jefe único de la conquista, ante el desconento de los soldados leales al capitán. Finalizado el proceso, Algaba envía a Rejón a la corte para que fuera juzgado por los Reyes.[11]

Al continuar la falta de mantenimientos, Algaba y Bermúdez resuelven hacer una expedición isla adentro, llegando hasta la zona de Satautejo donde se hicieron con algo de ganado y seis aborígenes. Más tarde hicieron otra entrada hacia Moya, entablando combate con los canarios al mando del faycan o sumo sacerdote de Gáldar Guanache Semidan y del caudillo Doramas. Los conquistadores son derrotados y perseguidos hasta el real.[5][12]

En agosto de 1479 retorna Juan Rejón a la isla para proseguir con la conquista indultado por los Reyes, arribando junto al obispo de Rubicón, y jefe espiritual de la conquista, Juan de Frías y el marino Pedro Fernández Cabrón. Continúan entonces las desavenencias entre los dos bandos —los rejonistas y los seguidores de Bermúdez-Algaba—. Después de varias derrotas de los conquistadores en los territorios de Tirajana y Gáldar, Algaba y los religiosos envían a Rejón de nuevo a la Península, siendo enviado antes el hermano de Algaba, Fernando Cabrera, para quejarse de los actos de Rejón.[11]

Una vez en la corte, Rejón acusa a Algaba de querer vender la isla a los portugueses, siendo escuchado por los Reyes. Rejón vuelve entonces a la isla, llegando el 2 de mayo de 1480 y entrando secretamente en el real. El día 3 de mayo, Algaba y Bermúdez son detenidos por los hombres de Rejón al salir de misa en la ermita de San Antonio. Rejón inicia entonces un proceso contra Algaba, acusándolo de alta traición.[11]

Fallecimiento

Algaba fue ejecutado finalmente por orden de Rejón a finales del mes de mayo o principios de junio de 1480, siendo degollado en la plaza frente a la ermita de San Antonio abad.[13][3][nota 2]

Véase también

Notas

  1. En 1427 el padre y un tío de Pedro vendieron el lugar de Alcaría la Vaca a Hernán Peraza e Inés de las Casas, señores que serían de Canarias.UNIQ57a6e5a33352e44c-nowiki-0000000A-QINU4UNIQ57a6e5a33352e44c-nowiki-0000000B-QINU
  2. Para el historiador Marín de Cubas fue ejecutado el 2 de junio, mientras Viera y Clavijo fecha el suceso el 20 de mayo.UNIQ57a6e5a33352e44c-nowiki-00000049-QINU13UNIQ57a6e5a33352e44c-nowiki-0000004A-QINUUNIQ57a6e5a33352e44c-nowiki-0000004C-QINU3UNIQ57a6e5a33352e44c-nowiki-0000004D-QINU

Referencias

  1. 1,0 1,1 Anaya Hernández, Luis Alberto (1996). Judeoconversos e Inquisición en las Islas Canarias (1402-1605). Las Palmas de Gran Canaria: Universidad de Las Palmas de Gran Canaria. ISBN 84-810-3113-5. 
  2. 2,0 2,1 2,2 Álvarez Delgado, Juan (1963). «Alonso de Palencia (1423-1492) y la historia de Canarias». Anuario de Estudios Atlánticos (Las Palmas de Gran Canaria: Patronato de la Casa de Colón) (09):  pp. 051-079. ISSN 0570-4065. http://mdc.ulpgc.es/cdm/ref/collection/aea/id/1258. 
  3. 3,0 3,1 3,2 Viera y Clavijo, José de (1950) [1772-1773]. Elías Serra Ráfols; Alejandro Cioranescu; Juan Régulo Pérez. eds. Noticias de la historia general de las Islas Canarias. Santa Cruz de Tenerife: Goya Ediciones. 
  4. 4,0 4,1 4,2 Sánchez Saus, Rafael (2009). «Redes de parentesco y clientelas andaluzas en la exploración y conquista de Canarias». En la España Medieval (32). ISSN 0214-3038. http://revistas.ucm.es/index.php/ELEM/article/viewFile/ELEM0909110209A/21231. 
  5. 5,0 5,1 Abreu Galindo, Juan de (1848) [1632]. Historia de la conquista de las siete islas de Gran Canaria. Santa Cruz de Tenerife: Imprenta, Litografía y Librería Isleña. http://mdc.ulpgc.es/cdm/ref/collection/MDC/id/70784. 
  6. Rumeu de Armas, Antonio (1975). La Conquista de Tenerife (1494-1496). Santa Cruz de Tenerife: Cabildo Insular de Tenerife. ISBN 84-500-7108-9. 
  7. Urosa Sánchez, Jorge (1998). Política, seguridad y orden público en la Castilla de los Reyes Católicos. Madrid: Instituto Nacional de Administración Pública. ISBN 84-708-8683-5. 
  8. Díaz de Noriega y Pubul, José (1975). La blanca de la carne en Sevilla. Madrid: Ediciones Hidalguía. ISBN 84-000-4239-5. 
  9. Córdoba de la Llave, Ricardo (2006). «La implantación de la hermandad y su actuación contra el crimen en Andalucía a fines del siglo XV». Clío & Crímen: Revista del Centro de Historia del Crimen de Durango (Córdoba: Universidad de Córdoba) (3):  pp. 167-194. ISSN 1698-4374. http://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=2141975. 
  10. 10,0 10,1 Gambín García, Mariano (2005). «Precisiones cronológicas sobre los primeros gobernadores de Gran Canaria (1478-1529)». Anuario de Estudios Atlánticos (Las Palmas de Gran Canaria: Patronato de la Casa de Colón) (51):  pp. 209-269. ISSN 0570-4065. http://mdc.ulpgc.es/cdm/ref/collection/aea/id/2115. 
  11. 11,0 11,1 11,2 Morales Padrón, Francisco (1978). Canarias: crónicas de su conquista. Las Palmas de Gran Canaria: Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria; El Museo Canario. ISBN 84-500-2951-1. http://mdc.ulpgc.es/cdm/ref/collection/MDC/id/1619. 
  12. Álvarez Delgado, Juan (1982). «Instituciones políticas indígenas de la isla de Gran Canaria: Guaires y cantones. Guanartemes y reinos». Anuario de Estudios Atlánticos (Las Palmas de Gran Canaria: Patronato de la Casa de Colón) (28):  pp. 265-341. ISSN 0570-4065. http://mdc.ulpgc.es/cdm/ref/collection/aea/id/1818. 
  13. 13,0 13,1 Arias Marín de Cubas, Tomás (1986) [1687]. Ángel de Juan Casañas; María Régulo Rodríguez. eds. Historia de las siete islas de Canaria. Las Palmas de Gran Canaria: Real Sociedad Económica de Amigos del País. ISBN 84-398-7275-5. http://mdc.ulpgc.es/cdm/ref/collection/MDC/id/41270. 
Herramientas personales
Espacios de nombres
Variantes
Acciones
Navegación
Herramientas
Imprimir/exportar
Enlaces